Revista Bioreview Edición 59 - Julio 2016

BIODIAGNOSTICO
LABORATORIO DE MEDICINA

 

Se estima que un millón de trabajadores de la salud sufren al menos una herida por aguja al año, en Europa

Entrevista a la Profesora Gabriella De Carli sobre prevención de lesiones con agujas

Traducción: Trad. María Belén Landi

Revisión y resumen objetivo: Dr. Hernán Fares Taie

Una exposición accidental con sangre como consecuencia de una herida por punción es probablemente uno de los accidentes ocupacionales más habituales entre los profesionales de la salud. La medida individual más importante para prevenir una herida por punción es evitar poner nuevamente la aguja usada en su funda o capuchón original, en su lugar debe depositarse en contenedores especialmente diseñados para agujas, que sean rígidos y a prueba de perforaciones.

En algunas situaciones de la práctica diaria, como una extracción a domicilio o en una sala de internación, la correcta eliminación de las agujas no se puede realizar adecuadamente y el resultado puede ser una herida con una aguja. En estos casos se requieren tomar ciertas medidas: una profilaxis post exposición, la investigación epidemiológica, identificación y seguimiento del paciente a quien se le realizó la punción y un seguimiento al trabajador de la salud que sufrió la herida.

La Profesora Gabriella De Carli es miembro del Instituto Nacional para Enfermedades Infecciosas ‘Lazzaro Spallanzani’ (INMI), Departamento de Epidemiología e Investigación Pre-clínica de Roma, Italia. Trabaja en la legislación para las nuevas directivas de la Unión Europea para la Fase Pre Analítica. En esta entrevista aborda la importancia de la prevención de lesiones con agujas, que dispositivos existen para evitar lesiones y el impacto de las nuevas directivas europeas.

Radio El Microscopio: ¿Cuál es la situación actual de las Directivas de la Unión Europea con respecto a la prevención de lesiones por punción de aguja?

Gabriella De Carli: La Directiva se ha comenzado a desarrollar, especialmente, porque la Organización de Enfermeros ha presentado y ha tratado el problema. Lo ha llevado a nivel político y profesional en toda Europa. Todos los que se han infectado o lastimado con agujas en el trabajo apoyaron la idea de implementar una legislación obligatoria con el fin de definir la estrategia de trabajo en los hospitales y centros de salud para prevenir lesiones por punción de agujas, para tratar de minimizar los riesgos biológicos a los que los trabajadores de salud están expuestos. 

Según la información que manejamos, la magnitud del problema es bastante importante. Podemos decir que estamos hablando de un millón de trabajadores de la salud que sufren, al menos una herida por aguja al año en Europa; por tanto, es algo que ocurre con frecuencia e implica, por supuesto, un costo para la estructura hospitalaria, porque, cada exposición demanda requisitos como investigación epidemiológica, identificación y seguimiento del paciente a quien se le realizó la punción y un seguimiento al trabajador de la salud que sufrió la herida para poder indicarle profilaxis, si llegase a ser necesario. Todo esto es una pérdida de tiempo que podría evitarse si el trabajador de la salud siguiera determinadas pautas de cuidado para no exponerse a situaciones potencialmente riesgosas. También se evitarían los trámites administrativos innecesarios en el hospital, en el laboratorio, servicio de salud, etc. Además, obviamente las lesiones con agujas causan estrés psicológico para el personal; ya que la persona lastimada debe recibir los cuidados adecuados, debe reportar su estado de salud. Sabemos que esto implica pérdida de tiempo y desgaste personal; por tanto, debemos evitar este estrés en los trabajadores de la salud. 

Ya existían recomendaciones de apoyo a la intervención preventiva, educación y capacitación, pero no era obligatorio por el momento. La Comisión Europea trató de evaluar y decidir sobre la prevención. Se estudió si era mejor hacer una legislación de adhesión obligatoria en todos los estados miembro o si era mejor hacer Guías de Recomendación. Finalmente, se decidió hacer una Legislación obligatoria y unificadora porque la situación en Europa era muy diferente en cada uno de los países. Mejorará la situación de trabajo para todos los profesionales de la salud de Europa.

REM: ¿Qué son los dispositivos para la prevención de lesiones por punción de aguja?

GDC: Estos dispositivos consisten en una solución de ingeniería para un problema existente. Se desarrollaron en respuesta a las lastimaduras producidas inmediatamente después de usar una aguja. En muchas situaciones relacionadas con las actividades en salud, no es posible descartar rápidamente la aguja. 

Los nuevos dispositivos fueron desarrollados para proteger la aguja luego del uso, ya sea mediante cápsulas, tapas, recipientes especiales para descartarla, según sea el caso. Estos dispositivos están siendo mejorados constantemente. Hoy en día se está hablando de la cuarta generación de dispositivos para prevención de lesiones por punción de aguja, los cuales al ser pasivos no requieren que el trabajador de la salud active el mecanismo de seguridad. Este es un proceso que lleva tiempo porque se deben activar y actualizar todos los mecanismos de prevención. Se busca que todos los procedimientos funcionen satisfactoriamente. Estos dispositivos reducen el riesgo de lesión en un 80%. Es muy importante que todos los profesionales de salud estén involucrados en la elección del mejor dispositivo para la situación de cada uno, que sean capacitados y entrenados sobre el correcto funcionamiento para usar y desechar las agujas.

REM: ¿Cuál fue el objetivo de la reunión donde se trataron las directivas europeas para estos casos?

GDC: Se planteó la reunión porque había temas que abordar para implementar todas las medidas de seguridad posibles de la legislación anterior sobre seguridad en el trabajo. La Directiva Europea anterior, de 1999, renovada en el año 2000, hizo hincapié en la seguridad del trabajador de la salud en la necesidad de adoptar las mejores soluciones de ingeniería para reducir riesgos. Sin embargo, no dejó nada explícito con respecto al uso de agujas con sistema de seguridad. Es por esto, que los trabajadores de la salud europeos manifestaron que era necesario dejar explícito el requisito. Como se ha hecho en los Estados Unidos en el año 2000 con el Acta de Prevención y Seguridad de Punción con Agujas, donde se establece claramente los dispositivos de seguridad que deben utilizarse.

Por esto motivo es que se ha hecho la legislación europea. Al mismo tiempo, todos los profesionales de la salud acordaron que se debían incluir la siguiente serie de acciones para prevenir la exposición: educación, entrenamiento, correcto desecho del material, vacunación, prevención, reporte de exposición, seguimiento y monitoreo de la situación, además de la implementación de dispositivos de seguridad. Además en la legislación, hay un requisito claro para tratar en un enfoque global de la seguridad, en lugar de solo hablar de dispositivos de seguridad. Al final esto tendrá un impacto positivo en la seguridad del paciente. 

REM: ¿Cuál es el impacto actual y cuál será el impacto futuro de esta nueva Directiva en Europa?

GDC: La legislación actual tiene que ser dinámica y está activa desde 2013. Muchos países han comenzado a tratar los requisitos obligatorios y de control para la ley. Otros países están comenzando desde niveles muy básicos, porque, es evidente que para muchos, involucra un gasto económico y un gran proceso de organización. De todos modos, esta legislación es muy extensa para ser aplicada toda al mismo tiempo. Recientemente, la Federación de Profesionales de Salud Europeos formuló un cuestionario para unos siete mil profesionales de la salud de los 28 países de Europa. Esta encuesta mostró que recién se está comenzando a aplicar la legislación. Se ha brindado capacitación básica con respecto a posibles riesgos biológicos y prevención de heridas con agujas. Hay disponibilidad moderada de dispositivos de seguridad, la situación es subóptima; porque, aproximadamente menos del 40% de los profesionales tienen o manejan los dispositivos de seguridad necesarios. Se necesita brindar capacitación específica sobre profilaxis luego de la lesión, sobre cuáles son los mejores seguimientos y procesos que deben cumplirse luego de una lesión. Al menos, un 40%, de los 7000 trabajadores, manifestaron que han sufrido al menos una herida con una aguja en algún momento de la vida profesional. El problema, aún, necesita ser abordado adecuadamente. 

En el futuro, esperamos tener un punto de referencia entre los países de Europa para lograr una forma de trabajo más uniforme y comparable. Esto tendrá un gran impacto y será difundido ampliamente. Podremos decir que habrá más disponibilidad de dispositivos y será posible establecer un mejor control para prevenir riesgos. El uso masivo permitirá el abaratamiento de los costos de los materiales, ya que en la actualidad son bastante altos. Los dispositivos tienen que ser accesibles también para los pequeños centros de salud, no solo para los grandes hospitales. En Italia por ejemplo, el 40% de los hospitales utilizan un registro de enfermedades infecciosas. Esto marca una diferencia en la vida del profesional de la salud, sea cual fuere el área de trabajo de cada uno. También debe estar claro para los administradores de salud, ya que son quienes deben hacer un esfuerzo en la compra de dispositivos para hacer y garantizar la prevención completa. 

REM: ¿Hay algún otro enfoque más amplio?

GDC: Esperamos que la legislación beneficie a todos los países de Europa. En la legislación de Estados Unidos se trató la disponibilidad de recursos. La legislación en Europa apoya un programa donde la educación y la prevención son prioritarias. Según lo que se puede ver en otros países, la legislación está aún ausente. Por ejemplo, en Brasil la legislación está bastante avanzada, muy similar a la situación en Europa. Sin embargo, hay diferencias significativas entre países. Los derechos y obligaciones de los trabajadores de salud deben conocerse. Voy a recordar un ejemplo muy reciente: quienes fueron a África para tratar pacientes con Ébola salieron de una realidad en la cual las medidas de seguridad son habituales y, de pronto, se encontraron con que tienen que trabajar con agujas convencionales, recursos y materiales escasos; incluso en lugares donde las medidas de prevención son implementadas en una manera paupérrima. Tiene que haber estándares. La desigualdad de las condiciones de trabajo de los profesionales de la salud en África es la causante de la pérdida de muchas vidas, como en Sierra Leona, Guinea y Nigeria. Deseamos que en todo el mundo se realice un esfuerzo para mejorar y regular las condiciones de trabajo de los profesionales de salud.

La entrevista con la Prof. Gabriella De Carli (Italia), miembro del Instituto Nacional para Enfermedades Infecciosas ‘Lazzaro Spallanzani’ (INMI), fue emitida el Miércoles 25 de Marzo de 2015, en la Emisión 147 de la Radio El Microscopio.

 

El Microscopio es un programa de radio que se transmite a través de Internet, organizado por el Grupo de Trabajo de Traducciones y Nomenclatura Iberoamericana y el Comité de Medicina de Laboratorio Basada en la Evidencia de la IFCC. Se difunden temas de interés científicos, estratégicos y de actualidad, y así disponer de un espacio para informarnos y conocernos, debatir nuestros problemas y encontrar soluciones. El programa, de una hora de duración, se emite todos los miércoles a partir de las 13:00 hs., hora de Argentina (GMT - 03). Puede ser escuchado en cualquier momento.

Una exposición accidental con sangre como consecuencia de una herida por punción es probablemente uno de los accidentes ocupacionales más habituales entre los profesionales de la salud. La medida individual más importante para prevenir una herida por punción es evitar poner nuevamente la aguja usada en su funda o capuchón original, en su lugar debe depositarse en contenedores especialmente diseñados para agujas, que sean rígidos y a prueba de perforaciones.

En algunas situaciones de la práctica diaria, como una extracción a domicilio o en una sala de internación, la correcta eliminación de las agujas no se puede realizar adecuadamente y el resultado puede ser una herida con una aguja. En estos casos se requieren tomar ciertas medidas: una profilaxis post exposición, la investigación epidemiológica, identificación y seguimiento del paciente a quien se le realizó la punción y un seguimiento al trabajador de la salud que sufrió la herida.

La Profesora Gabriella De Carli es miembro del Instituto Nacional para Enfermedades Infecciosas ‘Lazzaro Spallanzani’ (INMI), Departamento de Epidemiología e Investigación Pre-clínica de Roma, Italia. Trabaja en la legislación para las nuevas directivas de la Unión Europea para la Fase Pre Analítica. En esta entrevista aborda la importancia de la prevención de lesiones con agujas, que dispositivos existen para evitar lesiones y el impacto de las nuevas directivas europeas.

Radio El Microscopio: ¿Cuál es la situación actual de las Directivas de la Unión Europea con respecto a la prevención de lesiones por punción de aguja?

Gabriella De Carli: La Directiva se ha comenzado a desarrollar, especialmente, porque la Organización de Enfermeros ha presentado y ha tratado el problema. Lo ha llevado a nivel político y profesional en toda Europa. Todos los que se han infectado o lastimado con agujas en el trabajo apoyaron la idea de implementar una legislación obligatoria con el fin de definir la estrategia de trabajo en los hospitales y centros de salud para prevenir lesiones por punción de agujas, para tratar de minimizar los riesgos biológicos a los que los trabajadores de salud están expuestos. 

Según la información que manejamos, la magnitud del problema es bastante importante. Podemos decir que estamos hablando de un millón de trabajadores de la salud que sufren, al menos una herida por aguja al año en Europa; por tanto, es algo que ocurre con frecuencia e implica, por supuesto, un costo para la estructura hospitalaria, porque, cada exposición demanda requisitos como investigación epidemiológica, identificación y seguimiento del paciente a quien se le realizó la punción y un seguimiento al trabajador de la salud que sufrió la herida para poder indicarle profilaxis, si llegase a ser necesario. Todo esto es una pérdida de tiempo que podría evitarse si el trabajador de la salud siguiera determinadas pautas de cuidado para no exponerse a situaciones potencialmente riesgosas. También se evitarían los trámites administrativos innecesarios en el hospital, en el laboratorio, servicio de salud, etc. Además, obviamente las lesiones con agujas causan estrés psicológico para el personal; ya que la persona lastimada debe recibir los cuidados adecuados, debe reportar su estado de salud. Sabemos que esto implica pérdida de tiempo y desgaste personal; por tanto, debemos evitar este estrés en los trabajadores de la salud. 

Ya existían recomendaciones de apoyo a la intervención preventiva, educación y capacitación, pero no era obligatorio por el momento. La Comisión Europea trató de evaluar y decidir sobre la prevención. Se estudió si era mejor hacer una legislación de adhesión obligatoria en todos los estados miembro o si era mejor hacer Guías de Recomendación. Finalmente, se decidió hacer una Legislación obligatoria y unificadora porque la situación en Europa era muy diferente en cada uno de los países. Mejorará la situación de trabajo para todos los profesionales de la salud de Europa.

REM: ¿Qué son los dispositivos para la prevención de lesiones por punción de aguja?

GDC: Estos dispositivos consisten en una solución de ingeniería para un problema existente. Se desarrollaron en respuesta a las lastimaduras producidas inmediatamente después de usar una aguja. En muchas situaciones relacionadas con las actividades en salud, no es posible descartar rápidamente la aguja. 

Los nuevos dispositivos fueron desarrollados para proteger la aguja luego del uso, ya sea mediante cápsulas, tapas, recipientes especiales para descartarla, según sea el caso. Estos dispositivos están siendo mejorados constantemente. Hoy en día se está hablando de la cuarta generación de dispositivos para prevención de lesiones por punción de aguja, los cuales al ser pasivos no requieren que el trabajador de la salud active el mecanismo de seguridad. Este es un proceso que lleva tiempo porque se deben activar y actualizar todos los mecanismos de prevención. Se busca que todos los procedimientos funcionen satisfactoriamente. Estos dispositivos reducen el riesgo de lesión en un 80%. Es muy importante que todos los profesionales de salud estén involucrados en la elección del mejor dispositivo para la situación de cada uno, que sean capacitados y entrenados sobre el correcto funcionamiento para usar y desechar las agujas.

REM: ¿Cuál fue el objetivo de la reunión donde se trataron las directivas europeas para estos casos?

GDC: Se planteó la reunión porque había temas que abordar para implementar todas las medidas de seguridad posibles de la legislación anterior sobre seguridad en el trabajo. La Directiva Europea anterior, de 1999, renovada en el año 2000, hizo hincapié en la seguridad del trabajador de la salud en la necesidad de adoptar las mejores soluciones de ingeniería para reducir riesgos. Sin embargo, no dejó nada explícito con respecto al uso de agujas con sistema de seguridad. Es por esto, que los trabajadores de la salud europeos manifestaron que era necesario dejar explícito el requisito. Como se ha hecho en los Estados Unidos en el año 2000 con el Acta de Prevención y Seguridad de Punción con Agujas, donde se establece claramente los dispositivos de seguridad que deben utilizarse.

Por esto motivo es que se ha hecho la legislación europea. Al mismo tiempo, todos los profesionales de la salud acordaron que se debían incluir la siguiente serie de acciones para prevenir la exposición: educación, entrenamiento, correcto desecho del material, vacunación, prevención, reporte de exposición, seguimiento y monitoreo de la situación, además de la implementación de dispositivos de seguridad. Además en la legislación, hay un requisito claro para tratar en un enfoque global de la seguridad, en lugar de solo hablar de dispositivos de seguridad. Al final esto tendrá un impacto positivo en la seguridad del paciente. 

REM: ¿Cuál es el impacto actual y cuál será el impacto futuro de esta nueva Directiva en Europa?

GDC: La legislación actual tiene que ser dinámica y está activa desde 2013. Muchos países han comenzado a tratar los requisitos obligatorios y de control para la ley. Otros países están comenzando desde niveles muy básicos, porque, es evidente que para muchos, involucra un gasto económico y un gran proceso de organización. De todos modos, esta legislación es muy extensa para ser aplicada toda al mismo tiempo. Recientemente, la Federación de Profesionales de Salud Europeos formuló un cuestionario para unos siete mil profesionales de la salud de los 28 países de Europa. Esta encuesta mostró que recién se está comenzando a aplicar la legislación. Se ha brindado capacitación básica con respecto a posibles riesgos biológicos y prevención de heridas con agujas. Hay disponibilidad moderada de dispositivos de seguridad, la situación es subóptima; porque, aproximadamente menos del 40% de los profesionales tienen o manejan los dispositivos de seguridad necesarios. Se necesita brindar capacitación específica sobre profilaxis luego de la lesión, sobre cuáles son los mejores seguimientos y procesos que deben cumplirse luego de una lesión. Al menos, un 40%, de los 7000 trabajadores, manifestaron que han sufrido al menos una herida con una aguja en algún momento de la vida profesional. El problema, aún, necesita ser abordado adecuadamente. 

En el futuro, esperamos tener un punto de referencia entre los países de Europa para lograr una forma de trabajo más uniforme y comparable. Esto tendrá un gran impacto y será difundido ampliamente. Podremos decir que habrá más disponibilidad de dispositivos y será posible establecer un mejor control para prevenir riesgos. El uso masivo permitirá el abaratamiento de los costos de los materiales, ya que en la actualidad son bastante altos. Los dispositivos tienen que ser accesibles también para los pequeños centros de salud, no solo para los grandes hospitales. En Italia por ejemplo, el 40% de los hospitales utilizan un registro de enfermedades infecciosas. Esto marca una diferencia en la vida del profesional de la salud, sea cual fuere el área de trabajo de cada uno. También debe estar claro para los administradores de salud, ya que son quienes deben hacer un esfuerzo en la compra de dispositivos para hacer y garantizar la prevención completa. 

REM: ¿Hay algún otro enfoque más amplio?

GDC: Esperamos que la legislación beneficie a todos los países de Europa. En la legislación de Estados Unidos se trató la disponibilidad de recursos. La legislación en Europa apoya un programa donde la educación y la prevención son prioritarias. Según lo que se puede ver en otros países, la legislación está aún ausente. Por ejemplo, en Brasil la legislación está bastante avanzada, muy similar a la situación en Europa. Sin embargo, hay diferencias significativas entre países. Los derechos y obligaciones de los trabajadores de salud deben conocerse. Voy a recordar un ejemplo muy reciente: quienes fueron a África para tratar pacientes con Ébola salieron de una realidad en la cual las medidas de seguridad son habituales y, de pronto, se encontraron con que tienen que trabajar con agujas convencionales, recursos y materiales escasos; incluso en lugares donde las medidas de prevención son implementadas en una manera paupérrima. Tiene que haber estándares. La desigualdad de las condiciones de trabajo de los profesionales de la salud en África es la causante de la pérdida de muchas vidas, como en Sierra Leona, Guinea y Nigeria. Deseamos que en todo el mundo se realice un esfuerzo para mejorar y regular las condiciones de trabajo de los profesionales de salud.

La entrevista con la Prof. Gabriella De Carli (Italia), miembro del Instituto Nacional para Enfermedades Infecciosas ‘Lazzaro Spallanzani’ (INMI), fue emitida el Miércoles 25 de Marzo de 2015, en la Emisión 147 de la Radio El Microscopio.

 

El Microscopio es un programa de radio que se transmite a través de Internet, organizado por el Grupo de Trabajo de Traducciones y Nomenclatura Iberoamericana y el Comité de Medicina de Laboratorio Basada en la Evidencia de la IFCC. Se difunden temas de interés científicos, estratégicos y de actualidad, y así disponer de un espacio para informarnos y conocernos, debatir nuestros problemas y encontrar soluciones. El programa, de una hora de duración, se emite todos los miércoles a partir de las 13:00 hs., hora de Argentina (GMT - 03). Puede ser escuchado en cualquier momento.

CERRAR
BIODIAGNOSTICO
LABORATORIO DE MEDICINA
» Abrir toda la revista
Bioquímica Molecular +- Diagnóstico Clínico Aplicado +- Gestión de la Calidad +- Actualidad +- Bioresearch +- Novedades CUBRA +- Agenda de formación continua y posgrado »